Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Paradoja darwiniana’

Hombre y mujer
Fuente: Paradox

La homosexualidad es un tema que ha dado mucho que hablar. La gente de ideales más conservadores atribuyen en su contra una infundada antinaturalidad; no sé a qué se refieren con esto, tal vez se refieren a que es una especie de moda o algo únicamente ambiental. Los progresistas se fijan más en el factor humano, en la igualdad de derechos, para ponerse a favor; más un sentimiento que una razón lógica.

En verdad ninguna postura tiene en cuenta las ideas que la ciencia puede aportar. La homosexualidad está determinada tanto por el ambiente como por los genes. Se presenta en todas las poblaciones humanas en todas las épocas históricas, por lo que tiene que estar influenciada por factores hereditarios (en caso contrario, no se hubiera mantenido). Además se encuentra bien bien documentada la componente genética que determina la homosexualidad en el género masculino (no así en el femenino), consistente en unos genes denominados en su conjunto GFMH (del inglés Genetic Factors for Male Homosexualitiy). El efecto de estos para el hombre que los posee es una atracción hacia individuos del mismo sexo, lo que en el cerebro masculino se traduce como una simetría inusual en el hombre pero común en las mujeres (1).

¿No notan nada raro? Vale, existe una serie de genes que en buena medida junto con el ambiente generan una determinada conducta, pero por qué estos genes se mantienen en frecuencias bajas y estables a pesar de reducir significativamente el número de descendientes que estas personas pueden tener. O, dicho de otro modo, qué hace la selección natural que no elimina estos genes que tanto reducen la eficacia biológica de sus portadores.

Lo que aparenta ser una paradoja darwiniana se resuelve mostrando nuestra atención hacia el otro género (para algo puse la foto de arriba). Un trabajo publicado en PLoS ONE (2) plantea modelos de genética de poblaciones para esclarecer el problema, llegando a la conclusión de que el modelo que mejor se ajusta es el que considera el antagonismo sexual, es decir, que los efectos en la eficacia biológica son contrapuestos en cada sexo.

Las mujeres también portan y expresan estos genes, pero la manifestación en ellas no es la homosexualidad, sino un incremento de la fertilidad. ¡Ahora lo entiendo todo! En el hombre estos genes están seleccionados negativamente; sin embargo, en mujeres ocurre lo contrario. Así explicamos la evolución de este comportamiento y cómo los genes que lo determinan en parte se mantengan en frecuencias pequeñas pero estables.

La evolución tiene muchas aplicaciones en la vida real y éste es un caso de lo que esta disciplina puede aportar a la sociedad, por ejemplo, resolviendo problemas de tolerancia.


(1) Sorprendentes semenjanzas. La lógica del titiritero | Enlace

(2) Camperio Ciani A, Cermelli P, Zanzotto G (2008) Sexually Antagonistic Selection in Human Male Homosexuality. PLoS ONE 3(6): e2282 doi:10.1371/journal.pone.0002282 | Enlace

Anuncios

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: